Productos Proteicos: Por qué te ayudan a perder peso

Los productos proteicos pueden ser una ayuda importante para perder peso debido a su bajo contenido en calorías y el aporte extra de proteínas en nuestra dieta.  Pero, para conseguir resultados, hay que entender por qué funcionan y cómo relacionarlos con nuestra dieta y hábitos para adelgazar.

Cómo nos ayudan los productos proteicos a adelgazar

  • Efecto Saciante.

Como respuesta a la alimentación, nuestro cerebro segrega hormonas para que nuestro organismo identifique cuánto necesitamos comer. Las proteínas generan dicha respuesta con más rapidez que otros alimentos, reduciendo así la sensación de hambre.

El consumo de proteínas está relacionado con una mayor producción de hormonas relacionadas con la reducción del apetito. Además también inhiben la presencia de grelina, conocida como la «hormona del hambre»

  • Hacen consumir menos calorías

Al tener un efecto saciante, las proteínas evitan los antojos o los impulsos para picar que nos llevan a «saltarnos la dieta», especialmente en aquellos momentos de mayor debilidad como puede ser a media tarde o por la noche.

Aún sin llevar un control estricto de las calorías consumidas, nos será más fácil restringirlas. Al sentir menos apetito, podremos limitar los alimentos calóricos con más facilidad.

  • Nos ayudan a tener una mejor figura

Un efecto no deseado cuando se pierde peso es que  la reducción del nivel de grasa viene acompañado de una pérdida de masa muscular.  Esto no es deseable ya que acabaríamos por tener un aspecto delgado pero fofo a la vez.

El consumo de productos proteicos acompañado de ejercicios de fuerza nos ayudará a tener un buen tono muscular y un aspecto más saludable

  • Nos hacen quemar más calorías

En primer lugar, las proteínas aceleran el metabolismo.

En las dietas de pérdida de peso, al haber un consumo restringido de calorías, nuestro organismo tiende a entrar en «modo ahorro» por lo que se tienden queman menos calorías. Además, se ciertos casos, hasta se puede perder masa muscular.

El consumo de proteínas, acompañado del ejercicio ayuda a aumentar la masa muscular. Al tener más músculo nuestro organismo necesita más energía para mantenerse, lo que nos lleva a quemar más calorías y perder grasa con más facilidad.

En segundo lugar, se necesitan más calorías para digerir las proteínas que con otros alimentos. Nuestro organismo necesita energía para digerir los alimentos. Comparados con los carbohidratos o las grasas, las proteínas necesitan un gasto de energía mayor para ser digeridas. Quemamos más calorías en digerirlas. Alrededor de un 20-30% de las calorías de la proteína se pierden en la digestión y por lo tanto nos ayudan a perder peso.

  • Los productos proteicos también nos pueden ayudar a evitar recuperar el peso perdido.

¿Cuántas proteínas he de consumir?

Si nuestro organismo no recibe la cantidad suficiente de calorías de alimentos como grasas o carbohidratos, utilizará las proteínas como fuente de energía.  Entonces, parte de las proteínas que consumimos no se utilizarán para mantener y desarrollar los músculos.

La OMS recomienda un consumo diario de 0,8 a 1 gramo de proteína por cada kilo de peso para una persona adulta sana que tiene una vida sedentaria.  Es decir que una mujer adulta de 62 kilos de peso, necesitaría consumir entre 50 y 62 gramos de proteínas al día.

Si practicas algún deporte y especialmente si llevas un plan de ejercicios de fuerza, las necesidades proteicas serán mayores, alrededor de 1,1 y 1,5 gramos por kilogramo de peso corporal.

Productos Proteicos efecto saciante

Ventajas de los productos proteicos para perder peso

  • Los productos proteicos facilitan el consumo y asimilación de las proteínas

Nuestro cuerpo puede asimilar del orden de diez gramos de proteínas por hora.  Esto quiere decir que si consumiéramos de golpe, en una comida toda la proteína del día, nuestro organismo no sería capaz de asimilarla toda.  Por tanto, es mejor consumir la proteína en pequeñas porciones a lo largo del día. Llevar a mano una barrita o batido de proteínas, nos aportará una ración y de paso nos servirá de tentempié bajo en calorías.

  • Ayudan a tener una mejor sensación de saciedad

Las proteínas del los preparados proteicos al asimilarse lentamente y requerir de más energía para ser digeridas, nos darán un mayor efecto saciante.

  • Ayudan a reducir el consumo de calorías

Muchos preparados proteicos están hechos a base de proteínas magras y son bajos en grasas y azúcares.  Su efecto saciante y facilidad de consumo nos ayudarán a sustituir otros alimentos más calóricos.

Las proteínas son un macronutriente al que hay que prestarle especial atención para perder peso.  Su efecto en nuestro organismo no se debe subestimar en ningún momento. Estimulan la quema de grasas y tienen un efecto saciante que nos ayuda a sentir menos hambre y evitar los antojos.

Si hacemos deporte, ayudarán a mejorar el tono muscular y tener una mejor figura mientras perdemos peso.

Los productos proteicos nos facilitarán la asimilación de  las proteínas, reduciendo el aporte calórico y espaciando su consumo a lo largo del día.

Si quieres saber más sobre perder peso te recomiendo leer sobre

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.